19

Como yo conozco a Honduras

Honduras es un país de América, ubicado en el centro-norte de América Central. Su nombre oficial es República de Honduras y su capital es Tegucigalpa constituido por las ciudades de Tegucigalpa y Comayagüela.[4] [5]

Honduras es un estado unitario y se autodefine como libre, soberano e independiente, unitario e indivisible, y parte integrante de la gran nación centroamericana. Está limitada al norte y al este por el mar Caribe, limita al sureste con la República de Nicaragua, al sur con el Golfo de Fonseca y la República de El Salvador, y al oeste la República de Guatemala.[6] La extensión territorial de Honduras, comprendiendo todas sus islas, es de aproximadamente 112.492 km².[7]

Honduras se divide, política y administrativamente, en 18 departamentos, y éstos en 298 municipios. La forma de gobierno es republicana, democrática y representativa. Se ejerce por tres poderes: Legislativo, Ejecutivo y Judicial, complementarios e independientes y sin relaciones de subordinación.[8] [9]

La población de Honduras supera los 8.0 millones de habitantes,[10] [11] [12] La población hondureña se dedica en su mayor parte a las actividades agropecuarias, además del comercio, manufacturas, finanzas, y servicios públicos entre otras actividades. El departamento de Honduras con mayor densidad de población es Cortés con 400.3 hab./km².[10] El país es multiétnico, consta de cuatro grandes familias étnicas: los blancos o mestizos que son la mayoría, los pueblos indígenas (lencas, misquitos, tolupanes, chortis, pech, tawahkas), garífunas y criollos de habla inglesa.

"El territorio de Honduras es muy accidentado, lo forman altas filas de montañas, elevadas planicies, valles profundos en los que se encuentran llanos extensos y fértiles cruzados por ríos más o menos caudalosos y algunos navegables".[13] Todo lo cual contribuye a su rica biodiversidad.[14] Se estima que en Honduras existen unas 8000 especies de plantas, alrededor de 250 reptiles y anfibios, más de 700[15] especies de aves y 110 especies de mamíferos, distribuidos en las diferentes regiones ecológicas de Honduras.

La agricultura se convirtió a finales del siglo XIX y a través del siglo XX en la columna vertebral de la economía de Honduras. Aún y cuando su importancia ha declinado un poco, los cultivos de banano y café conformaron el 30% de las exportaciones del país en épocas recientes (2004). Actualmente, el gobierno de Honduras, lleva a cabo proyectos para promover y expandir el sector industrial, diversificar la agricultura, mejorar los medios de transporte y desarrollar proyectos hidroeléctricos.

Honduras se trata de un país que no experimenta periodos de crecimiento muy significativos. En todo momento se encuentra por debajo del GDP de España, Estados Unidos y de los 8 países de América Latina.

En el 2006 la economía hondureña tuvo un crecimiento del 6%, uno de los más sobresalientes en Latinoamérica, señala una línea ascendente la cual comenzó en el 2004 durante la administración del presidente Ricardo Maduro, de acuerdo al informe anual de la CEPAL. A nivel individual, la productividad por habitante en el 2006 arrojaron las cifras de un incremento del 2,6%. Estas cifras en su mayoría, concuerdan con abundante liquidez y a las bajas tasas de interés. El crecimiento se debió en su mayor parte, al consumo interno (8%) el cual se vio estimulado por las remesas familiares que ascendieron en un 26%.[85]

Dentro del contexto macroeconómico; Honduras entró en el mercado de libre comercio con Centroamérica, República Dominicana y Estados Unidos. Asimismo es importantísimo resaltar, la astronómica cifra de remesas enviada al país; por los hondureños que viven y trabajan el extranjero especialmente, en Estados Unidos. Por ejemplo, en el 2006 la cantidad enviada por estos hondureños fue de $2359 millones.[86]