No te puede ir mal con un ramo de rosas, sobre todo si lo escoges de acuerdo a su color favorito. Éstas sirven como una declaración absoluta de amor, afecto y admiración. Rosas de color rojo simbolizan el amor profundo; rosas blancas simbolizan el amor puro e inocente; rosas de color rosa simbolizan emociones suaves como la alegría y la gratitud; rosas naranjas simbolizan la pasión; y la rosas de color lavanda simbolizan "amor a primera vista". Si va a comprarlas para un amigo, elige rosas amarillas, ya que son símbolo de amistad.