Profesor de sociología en la universidad Harvard  dice: Todas las relaciones tienen estos factores:

-  Hay amor pero  además hay un nivel de yo,  esa dependencia a veces se engrandece y hace que la relación no funcione bien;

-  Debido a esa dependencia se crea la amargura en las relaciones;

-  Debido a estas relaciones no placenteras emergen

 

Debemos ser amorosos pero es bueno para nosotros  no ser dependientes. Así como una persona no depende de los cigarrillos su vida va mejor, si el cigarrillo sube de precio no le afecta.

La vida es más enriquecedora puedo disfrutar  de la compañía sin la dependencia.

Son dos cosas diferentes: amor y dependencia. La dependencia crea sufrimiento (preguntan: ¿cómo hacer cuando una madre es dependiente del hijo? Respuesta: lo que estamos hablando es si soy dependiente de alguien  tendré que aprender a liberarme de él. No podemos hacer nada por la mente de otro,  ellos podrán aprender de tu ejemplo.

Si tienes el sentimiento que te hace falta esa es una señal de dependencia.

¿Disfrutamos de nuestra propia compañía? Es buena señal que no eres dependiente .Disfrutas tu compañía y así  vas a ser buena compañía para otros. Más me libero de la dependencia, el amor automáticamente  se fortalece.